domingo, 22 de enero de 2012

En las notas te siento...



En las notas te siento.
Por eso, nunca dejo de tocar la melodía que nos unió con mi violín.
Notas que me hechizaron, como me hechizaste tú.
Tengo los dedos ensangrentados de tanto amarte y pronto, ya no podré seguir.
Pero prefiero morir extenuado a dejarte de sentir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario